Extraña sensación
EXTRAÑA SENSACIÓN                         VOLVER               Escrito por Ángela Ruiz Rosado     

No sabía muy bien por qué los sucesos de la semana pasada habían acaecido de una manera tan espantosa.
Todo empezó cuando Juan, mi amigo, nos propuso participar en un juego de brujerías. No estaba muy seguro de en qué consistía, pero finalmente decidí participar. Allí, a su lado, en una habitación tenebrosa, oscura, con poca claridad, en la que casi no entraba un rayo de luz, presencié unas de las experiencias más impactantes de toda mi vida.
El juego comenzó con normalidad, repartieron unas cartas, en la que supuestamente se leía el futuro de cada uno, y a Marina le tocó la carta de la muerte.  Al terminar el juego nos fuimos a casa y no le dimos mucha importancia. Al fin y al cabo solo era un juego para divertirnos.
Transcurrieron los días y nada pasó, hasta que una tarde a Marina le atropelló un coche. Ninguno supimos cómo había sucedido aquel atropello que le costó la vida a nuestra amiga, pero lo que teníamos muy claro es que nunca volveríamos a jugar con aquellas cartas. Desde ese momento lo llamamos el juego de ´´ Las cartas malditas ´´.